SADI CONTROL DE PLAGAS CIUDAD REAL: MOSQUITOS

Para nadie es un secreto la importancia que tienen los mosquitos para la salud pública, debido a la gran cantidad de enfermedades que transmiten. Aunque la situación geográfica de España permite que los riesgos en ese sentido se reduzcan, la precaución y el control sobre estos artrópodos, resulta imprescindible.

La variedad de sus familias y géneros es extensa, y cada especie presenta características biológicas específicas, aspecto que determina su condición de plaga con diversos comportamientos y lugares donde hace vida.

En Ciudad Real este pequeño pero vigoroso enemigo está presente. ¿Cómo prevenir, vigilar y controlar este insecto? Lo primero es conocer los tipos de mosquitos que pueden ubicarse, los elementos que permiten su reproducción y alimentación y qué medidas pueden tomarse para eliminarlos.

Conociendo el comportamiento de los mosquitos

La metamorfosis completa es la condición que determina la existencia de estos insectos, lo que significa una fase larvaria, que habitualmente es acuática, y una etapa adulta en la que el mosquito logra volar, elemento que lo hace potencialmente peligroso como vector de enfermedades.

Respecto a su comportamiento es importante destacar que requieren de la presencia de agua, casi siempre estancada, para reproducirse, por lo que, cuando hablamos de prevención, una apropiada gestión del agua resulta prioritaria.

Cuando están en su fase adulta, los mosquitos hembras precisan la ingesta de sangre de un huésped al que aguijonean. Es precisamente la contribución proteica proporcionada por la sangre la que usan  para su reproducción, es decir, para poner sus huevos.

El riesgo de transmisión de enfermedades, bien sean virus, parásitos o bacterias, se genera en ese proceso de picadura, ya que el mosquito inocula sustancias con un notable poder anestésico y anticoagulante que viene repleto de generadores infectados procedentes de picaduras previas.

Qué tipos de mosquitos existen en Ciudad Real

mosquito comun

Mosquito común

Conocido en el ámbito científico como Culex, constituye el vector de varias enfermedades y es en las regiones tropicales o subtropicales donde tiene mayor presencia. Es un mosquito que se desenvuelve en entornos urbanos y tiene predilección por el interior de las casas.

Su tamaño es mediano y su color castaño oscuro, y es la hembra la que se caracteriza por sus costumbres vespertinas y nocturnas, palpos cortos y una picadura en forma de «coma».

Mosquito tigre

Se trata de una especie invasora en territorio español, cuyas costumbres diurnas lo han vinculado mucho a los humanos, a pesar de que no tiene por hábito entrar a las viviendas. Sin embargo, se inclina a poner sus larvas en pequeñas trincheras de agua o en recipientes al aire libre como cubos, jarras o platillos.

Una de sus particularidades es una raya blanca en el centro del tórax, que se alarga hasta la cabeza, así como sus patas rayadas. Lesiones violáceas, intenso picor, ampollas o incluso bultos son algunas de las lesiones que aparecen en la piel cuando este mosquito pica, aparte de que también es vector de enfermedades.

mosquito tigre
mosquito anofeles

Mosquito anófeles

La noche es el momento que más escoge para picar, y lo hace tanto dentro como fuera de las casas. Al descansar, su cuerpo forma un ángulo de 45 grados, lo que constituye una de las principales características para reconocerlo, así como sus marcas oscuras en las alas.

El anófeles es reconocido por transmitir enfermedades como la malaria.

Qué medidas tomar para prevenir los mosquitos

Hoy en día, se hace énfasis en gestionar el medio ambiente para alcanzar una adecuada compatibilidad entre plagas, hombre y salud pública, por lo que los esfuerzos ya no se centran en aplicar plaguicidas como herramienta principal en el combate antivectorial.

Los que actualmente se conocen como “biocidas” poseen efectos colaterales que se reflejan en la salud pública. Aún más: sus efectos residuales intervienen en el medio ambiente. Todo esto implica que su utilización debe ser racional y prudente.

Es por ello que al hablar de las medidas a tomar para evitar los mosquitos tanto en Ciudad Real como en otros lugares, es sumamente importante tener en cuenta que el control vectorial debe basarse en la prevención de las causas que auspician la manifestación de estas plagas.

El mantenimiento preventivo es lo que más cuenta en este sentido, y consiste en anticipar las medidas de tipo higiénico y estructural para reducir o eliminar los factores que pudieran fomentar la propagación de mosquitos.

En este sentido, y sólo en casos de aplicación complementaria, debe someterse a consideración el uso de productos biocidas. De este modo, hay que analizar a España como una zona geográfica proclive para insectos estacionales como los mosquitos.

Resulta imposible evitar totalmente su presencia, pero sí hay recomendaciones indispensables que ayudan a su control:

  • Instale mallas mosquiteras en ventanas, sobre todo en las proximidades a zonas ajardinadas o cauces de ríos
  • Reduzca en lo posible el uso de luces nocturnas que atraen estos insectos
  • Es esencial usar con extrema precaución los insecticidas en el hogar, ya que pueden ser tóxicos, especialmente para los bebés y niños pequeños
  • Igualmente, la precaución debe ser especial cuando se refiere al uso de repelentes químicos. Existen riesgos, a pesar de que se indica para variadas ocasiones

SADI Control de Plagas: actuación profesional contra los mosquitos en Ciudad Real 

La experiencia en eliminación y control de mosquitos de SADI se extiende por más de 30 años de desempeño profesional en higiene y desinfección integral en Ciudad Real y sus alrededores. 

Nuestros especialistas son capaces de detectar tanto los tipos de insectos como su biología particular para aplicar de modo mucho más eficiente los recursos que pueden enfrentarlos y eliminarlos.

Bien sea en hogares, comercios o áreas rurales, realizamos una inspección en cada lugar para reconocer la especie que prolifera y los tratamientos más pertinentes.

Luego, tendrás en tus manos el plan recomendado y explicado paso a paso, el cual siempre cumple con la normativa vigente y la participación de técnicos autorizados. Finalmente, evaluamos y garantizamos los mejores resultados de nuestro trabajo, mediante un estricto plan de inspección y control posterior. Todo lo logramos con atención personalizada, asesoramiento e información detallada que avala la rapidez del servicio que prestamos.

¿TE QUEDARON DUDAS?

Ponte en contacto con nosotros

Política de privacidad